El bien y el mal es uno de los temas constantes en la historia de la humanidad. Una pregunta que, dada su importancia práctica, nunca nos abandona. En este dosier, repasamos algunas de las respuestas más influyentes en este debate a lo largo de la historia. Ilustración: © Ana Yael.
El bien y el mal es uno de los temas constantes en la historia de la humanidad. Una pregunta que, dada su importancia práctica, nunca nos abandona. En este dosier, repasamos algunas de las respuestas más influyentes en este debate a lo largo de la historia. Ilustración: © Ana Yael.

¿Cómo podríamos definir el bien y el mal en el siglo XXI? ¿Es posible seguir definiéndolos igual que los filósofos griegos? ¿Siguen vigentes sus teorías más de dos mil años después, o han perdido relevancia con el paso del tiempo? Una de las grandes preguntas, si no la primera, de la filosofía y de la ética es si el hombre es bueno o malo por naturaleza. Filósofos, artistas y escritores han elaborado distintas respuestas. En este dosier, Laura Martínez recopila las más destacadas.

El tema del bien y el mal es inabarcable y depende del punto de vista desde el que se mire para que, además, se convierta en controvertido y complejo. ¿Quién ha dictado, a lo largo del tiempo, lo que es bueno y lo que es malo? Primero, fue la filosofía clásica; después, las distintas creencias religiosas; luego, la ley y la ética laica. Hoy, ¿quién asume la responsabilidad de definir lo que es bueno o malo? Todos tenemos una noción más o menos generalizada de ello. El bien y el mal son ideas que todo el mundo, o casi todo el mundo, posee, escribe el filósofo Bertrand Russell.

El problema radica en que no es posible dar por válida una sola definición porque ambas nociones son mucho más amplias, complejas y fundamentales que cualquier otra relacionada con la conducta. No es un tema sencillo, ni es un asunto que esté relacionado con «lo deseado» ni con el placer, ni con la cualidad de las cosas que conocemos. Tampoco tiene que ver con la «conformidad con la naturaleza» u «obediencia a la voluntad de Dios». Russell agrega: «El simple hecho de que se hayan propuesto tantas definiciones diferentes e incompatibles entre sí es una prueba de que ninguna es realmente una definición».

Disfruta de nuestros contenidos al 100%.
No te quedes con las ganas de ver, leer y escuchar...

Logotipo Filco Plus SUSCRÍBETE

2 COMENTARIOS

  1. El «BIEN» o el «MAL» ¿Quién o qué los diferencia o define?
    Desgraciadamente, desde SIEMPRE, el gobierno de los poderosos, a cuyo tenor y pautas, explícitas o implícitas e incluso costumbres, eso llamado consuetudinario, o «virtudes y/o pecados», cualquier ser que viene a este Mundo (el único para todos, absolutamente todos, los que sobre él, de mejor o peor forma, viven o, a duras penas, sobreviven), es de todos por igual, la Tierra no es una «COMUNIDAD DE PROPIETARIOS» en la que cada vecino posee una mayor o menor «participación» a la que atribuir los gastos: Nadie es dueño de una parcela del mismo, simplemente es un mero, pero DIGNO Y, con todos los derechos a él concernientes, PROPIETARIO.
    Las fronteras, barreras o, en el más deleznable de los significados, BANDERAS, nadie vino al terreno que pisa, o cualquier otro a tolo lo largo y ancho del Paneta, con, cual enfermedad congénita, un lugar en el que «hacerse ciudadano»: La única «ciudad» es el MUNDO y, ese, es de todos, fuera de cuantas falsas BARRERAS, en el transcurrir de la HSTORIA, «alguien o algunos» se han inventado.
    La LIBERTAD, la EDUCACIÓN, CULTURA y RESPETO a los congéneres y a la NATURALEZA, no puede corresponder a ALGUNOS (¿Lo llamamos CAPITAL?) es PATRIMONIO DE LA HUMANIDAD así, sin más y sin más HISTORIA o «¿historias»?, todo lo demás no han sido ni dejan de ser luchas por un PODER que, a nadie por cuna u otros métodos (la mal llamada DEMOCRACIA = FALAZ FORMA DE ENCUBRIR LA LIBERTAD), le corresponde.
    Visto y tal vez por alguien entendido, sólo cabe concluir: «NO VA MÁS, HAGAN JUEGO SEÑORES» Y SUERTE: CONOCIMIENTO, CULTURA EDUCACIÓN (¿JUSTICIA UNIVERSAL?), vaya usted a saber, por mi parte no lo he de ver.

DEJA TU COMENTARIO

Por favor, introduce tu comentario!
Por favor, introduce tu nombre