¿El ser humano es bueno o malo por naturaleza?

La pregunta por la bondad o maldad innata del ser humano debería comenzar por cuestionar qué es eso de la naturaleza humana.
La pregunta por la bondad o maldad innata del ser humano debería comenzar por cuestionar qué es eso de la naturaleza humana.

Una de las grandes cuestiones de la filosofía es la de si el ser humano nace bueno y luego se hace malo o algo de maldad ya nace con nosotros. Y hay diversas posturas, un tanto enfrentadas, pero antes deberíamos preguntarnos qué es eso de la naturaleza humana. ¿Alguien la ha visto? Sabemos muy poco de ella, o mejor, nada. A veces escuchamos que algo es “antinatural”, la homosexualidad, por ejemplo. Pero para poder saber cuál es la verdadera naturaleza humana tendríamos que encontrarnos con un ser humano en estado de naturaleza, un ser precivilizado, y eso no es posible porque el ser humano es un ser social. Es cierto que en la historia de la filosofía algunos han formulado hipótesis sobre cómo era ese ser humano salvaje o no civilizado. Existen dos posturas opuestas.

Antes de plantearnos si somos buenos o malos «por naturaleza» deberíamos preguntarnos qué es eso de la naturaleza humana. ¿Alguien la ha visto? Sabemos muy poco de ella. O nada

Hobbes vs Rousseau

Casi lo único que compartían era pertenecer a la corriente contractualista, pero sus respuestas ante la naturaleza humana eran completamente antagónicas. Hobbes –inglés, siglo XVII– afirma que, en aquel supuesto estado de naturaleza, “el hombre es un lobo para el hombre” y que en ese estado precivilizado lo que impera es la guerra de todos contra todos. ¿Por qué? Porque el ser humano es agresivo y egoísta: si quiero una manzana y tú la tienes, yo te la voy a quitar. No hay ley, ni hay límites que lo impidan, de modo que si para lo de la manzana te tengo que matar, te mato.

Para Hobbes, el ser humano es malo por naturaleza, de modo que para poder convivir se necesita un poder absoluto, una ley autoritaria que controle el impulso agresivo que surge de la motivación egoísta de todos seres.

Rousseau –suizo-francés, siglo XVIII, precursor del movimiento prerromántico– defiende que el estado de naturaleza lo pueblan buenos salvajes, que el ser humano es bueno y empático, porque si uno de esos salvajes ve a otro sufriendo, siente una inclinación natural a auxiliar. Entonces, ¿qué es lo que hace malo al ser humano? Lo que hace al hombre malo, lo que despierta su agresividad es el momento en que el primero dijo “esto es mío”, la propiedad. Porque si esto es mío, otro puede decir, “pero yo también lo quiero” y así aparecen la competencia, la envidia y la agresividad.

Un poco de consenso: Freud y Fromm

Ante dos posiciones tan enfrentadas, una respuesta más consensuada es la que dice que la naturaleza humana contiene la potencia o facultad tanto de ser bueno como malo. Lo sabemos porque somos capaces de hacer tanto el bien como el mal. ¿De qué depende? Freud ofrece una respuesta y dice que el ser humano está dirigido por dos instintos básicos, eros y tánatos: amor y muerte u odio. Lo que hacemos estaría determinado o motivado por cualquiera de los dos instintos. ¿Cuál tiene más poder en determinado momento? Lo que en la práctica se traduce en: ¿mato o no mato, pego o no? ¿Qué impulso prima?

Hobbes defendía que el ser humano es malo por naturaleza; Rousseau, lo contrario. Una respuesta más consensuada es la que afirma que la naturaleza humana contiene la potencia o facultad tanto de ser bueno como malo

Freud reconoce ambos impulsos como constitutivos. Necesito ambos. ¿En serio? ¿Por qué iba a necesitar el odio o destruir? Para construir. Se necesita una destrucción constructiva en términos sociales, incluso individuales. Un artista destruye un prejuicio cuando crea una obra, así como una nueva teoría destruye otra. Pero sin ponernos tan abstractos, cuando comemos también estamos destruyendo. La violencia es una parte constitutiva de la naturaleza humana, fundamental para defendernos y seguir viviendo.

Erich Fromm, autor de libros como El arte de mar o Ser y tener, desde otro punto de vista también ofrece una respuesta aglutinadora. En El corazón del hombre plantea que, en realidad, no existe una condición humana natural, no se puede decir que el hombre es bueno o malo, sino que existe un conflicto humano existencial: por un lado, somos animales con instintos, pero a diferencia de ellos, nuestros instintos no son suficientes para la supervivencia. En cierto modo, resulta que somos los animales más vulnerables. Por eso nos organizamos en comunidades que nos dan protección, seguridad.

Para poder formar esas sociedades echamos mano de nuestro aspecto racional: llegamos a acuerdos y consensos porque sabemos muchas cosas, nos conocemos a nosotros mismos y a los otros, y sabemos que entre todos surgirán conflictos. Además, sabemos que hay pasado, que existe un futuro donde me proyecto y sabemos también que vamos a morir. El perro y la hormiga no saben nada de eso, no sienten el conflicto, se sienten parte de la naturaleza y responden a sus leyes y nada más, sin pensar. Nosotros sí valoramos, “esto es bueno o malo”, y según Fromm, ese aspecto racional es el que nos hace sentirnos separados de la naturaleza, no comulgamos de forma total con ella como lo hacen el caballo o el gato… Fromm hace hincapié en ese conflicto y frente a él plantea dos posturas:

  • Recuperar la unidad primordial, sentirnos uno con la naturaleza… Tema que, por cierto, ya trató Platón en El Banquete. Esta opción constituiría una regresión porque significa que los impulsos toman las riendas, las pasiones mandan en esa búsqueda de la unidad primordial. Es una búsqueda que en vez de humanizarnos nos devuelve a un estado animal.
  • Progresión sería controlar los impulsos que nos deshumanizan avanzando hacia una auténtica humanidad, y siempre teniendo en cuenta que nadie es bueno o malo y menos de forma permanente, sino que hacemos cosas buenas y malas. Son las decisiones las que nos ponen a prueba, de modo que, al optar, lo hacemos por aquello que nos humaniza o no, por la progresión o la regresión.

Spinoza decía “para moralizar basta con no comprender”, todo lo contrario a Aristóteles, que nos enseñó a categorizar de forma binaria, en blanco o negro, una forma que puede ser útil en según qué casos, pero resulta muy limitada para dar cuenta de la realidad, y más de la compleja realidad del ser humano.

  • Texto a partir de una columna radiofónica de filosofía que Magdalena Reyes tiene en Del Sol. Puedes escuchar el audio completo pinchando  aquí.

Dosieres exclusivos, podcasts, libros de regalo, descuento en otros y en más productos… Haz clic aquí.

150 COMENTARIOS

  1. Igualmanera que este tema nos ayudara a conocer cuando la maldad se desarrollan en el ser humano. Tambien nos da refelcion sobre nuestras decisio en nuestra vida.
    Es muy importante conocer este tema.

  2. Que este tema nos da muchas cosas a reconoser sobre el comportamiento del ser humano y que nos ayuda a reflexionar si cuando somos malos o buenos .
    En este tema aprendi micho ya que nos habla sobre el comportamiento y como podemos evitar la maldad. Tambien me enseyo que tenemos estremos alto de maldad sobre cuando le tenemos odio o enojo hacia una persona.

  3. Bueno en mi lógica, el ser bueno o el ser malo es una acción que nuestra persona trae consigo desde que somos concebidos, el problema está que no logramos entender el sentido o sea el rumbo ¿Hacia donde voy? nos falta tener una respuesta. Ser bueno o malo son cosas de la naturaleza nosotros tenemos que decir a lo igual como ejerces esa opción, ¿cómo persona? O ¿Cómo animal? Decía el texto. Son formas de ayuda para estar en el un lugar estable y bueno.

  4. Los seres humanos somos un lienzo blanco al principio de nuestra vida y cuando se va desarrollando nuestra historia, ese lienzo va tomando un rumbo y con ello vamos formando un criterio y perspectiva que afecta nuestras decisiones en condiciones trascendentales.
    Santiago Guzmán Dorantes 6to A Ventas.

  5. Hola muchas conjeturas..solo una realidad….el bien y el mal existen inevitablemente son parte de la naturaleza humana del ser y caminan juntos..el detalle es a quien se alimenta mas.

    Saludos

  6. El hombre es bueno por naturaleza, pero se hace malo por culpa de las instituciones sociales. La bondad natural del hombre, su corrupción por la sociedad y su remedio en el retorno a la vida natural será desde entonces el leiv-motiv que inspirará todas sus obras.

  7. Mi conclusión propia es que todos los seres humanos nacemos con ambas y que conforme a cómo actuamos hacemos el bien y el mal lo cual nosotros nos convertiremos día a día en personas confusas que nos preguntamos si estamos haciendo el bien o el mal pero no nos damos cuenta qué hacemos mezcla de cada una lo cual pienso yo opino que todos los seres humanos traemos o hacemos tanto mucho el bien como lo que nos quisiéramos el mal

    • Los seres humanos somos buenos y malos por naturaleza, por que donde existe el bien, también existe el mal, también son las circunstancias que nos hace actuar buenos o malo en diferentes maneras, porque tenemos la capacidad de razonamientos, pensamos, interpretamos de acuerdo a nuestras necesidades humanas que es lo que nos conviene o favorece y que no.

  8. Mi conclusión propia es que todos los seres humanos nacemos con ambas y que conforme a cómo actuamos hacemos el bien y el mal lo cual nosotros nos convertiremos día a día en personas confusas que nos preguntamos si estamos haciendo el bien o el mal pero no nos damos cuenta qué hacemos mezcla de cada una lo cual pienso yo opino que todos los seres humanos traemos o hacemos tanto mucho el bien como lo que nos quisiéramos el mal

  9. Se me hace muy interesante y de mucha ayuda el material
    Maria de los Ángeles Jiménez Cruz 6toB Tec.ventas

  10. Hola, mi nombre es Antonio pertenezco al CECyTE plantel 9 ubicado en chichicapa, soy del 6to semestre Grupo «A» de la especialidad de técnicos en ventas…
    En mi opinión realmente el ser humano no es bueno ni malo, esto se presenta en momentos de acuerdo a la manera en que reaccionamos… Ya que si otra persona tiene un objeto que nos interesa y sabemos que no nos pertenece, no lo podemos tocar sin autorización.

  11. De acuerdo al texto anterior leído, dentro de mi perspectiva personal, los seres humanos nacemos con ambos, pues tanto en ocasiones necesitamos rudeza (maldad) y bondad (buenos) para situaciones de la vida cotidiana. Aunque debemos aprender a controlar los impulsos, puestos pueden ser en ocasiones gratificantes, pero, si en la mayoría no se controlan y se decide ir por esta preferencia, los resultados de la misma puede ser muy desagradables.

  12. El ser humano es malo por naturaleza ya sea por que desde pequeños nos enseñan hacer malos o tener mal carácter, por lo tanto yo diría que son malos por naturaleza.

  13. Hola!!
    Soy estudiante de bachillerato.
    Yo pienso que los seres humanos no somos ni buenos ni malos por naturaleza, eso depende de las situaciones que se presenta en nuestra vida dia con dia.
    Pues aveces hay situaciones donde nos hace actuar como buena persona y hay algunos donde actuamos como malas personas.
    Por eso aveces somos malos y buenos, dependiendo de la situaciones que se nos presente.

  14. Pues en este caso son muy complicados ya que creo que el ser humano nace sin saber nada por que cuando nacemos no tenemos ningun conocimiento de nada, por que con base vallamos creciendo el ser humano se va adaptando alas aptitudes que va aprendiendo de los demas seres humanos y pues creo que los seres somos buenos por naturaleza por que hay veces que son malos pero la maladad se crea por algun odio o problemas físico o mental y por eso el ser humano es bueno por naturaleza pero siempre hay algo que nos cambia y nos lleva a ser malos y pues tambien algunos seres humanos nacen con ser malos o buenos por que aveces la maldad y el se bueno se heredan de los familiares que tienen esos mismos sentido de aptitud.

  15. Definir la naturaleza del ser humano se vuelve un dilema, como indican en el texto hay dos posturas que parecen ser correctas La primera: el ser humano nace malo_ y por otra parte que el ser humano nace bueno y empatico : ami parecer el ser humano nace de una manera neutra, en el momento que somos concebido nisiquera tenemos conciencia, somos como un lienzo en blanco que dependiendo de nuestra cultura, forma de vida, educación, generación, iremos siendo pintados y adquiriendo cualidades que marquen nuestro comportamiento, la maldad surge por instinto o por factores ya sea por querer estar encima de otros, deseos de poder, el querer como lo dice el texto lo cual nos plantean «matas o te matan» «el lo tiene, yo también lo quiero» en otras palabras acciones que faltan a la moral y a la bondad.

    Alumno: Jared del Ángel Gallegos Velázquez /6to Semestre /Grupo B /Técnico en Ventas

  16. Lo que nos planteamos de que el ser humano es bueno o es malo por naturaleza, el ser humano no puede ser malo ni bueno desde que nacemos, porque siempre van a existir remordimientos que hagan al ser humano actuar frente a los casos, de forma que esto lo haga más bueno en su aspecto o más malo dentro de él. Pero no podemos decidir si llevamos dentro de nosotros la bondad o la maldad; para mi es algo que se sale del ser humano cuando este enfrenta situaciones que le hacen despertar su inquietud sobre algo.

    Isaías de la Cruz Bautista 6to A.

  17. Corrijo: Y si quereis mas bien que mal, podeis crear otra sociedad que como diria Hobbes que domestique el «hombre lobo para el hombre».
    PD: Si en la actual sociedad alguien despunta por el bien, el resto se aprovechara de esa bondad desde el mas puro egoismo (tenga luego remordimientos o no).

    • El ser humano es malo por naturaleza ya sea por que desde pequeños nos enseñan hacer malos o tener mal carácter, por lo tanto yo diría que son malos por naturaleza.

DEJA TU COMENTARIO

Por favor, introduce tu comentario!
Por favor, introduce tu nombre